miércoles, 2 de agosto de 2017

Astronomía Zetética (S. Rowbotham) Capítulo VII

Capítulo VII: El camino del sol se expande y contrae diariamente por seis meses alternadamente

Hay una cuestión de certeza absoluta; demostrada por lo que se denomina en el lenguaje técnico la declinación norte y sur, que simplemente dice que el camino del sol es más cercano al centro polar en verano y más alejado de él en invierno.

Al mediodía, el 21 de diciembre, fíjese  una vara para que, al mirarla, la línea de visión toque el borde inferior del sol. Durante varios días esta línea de visión continuará casi la misma, mostrando que el camino del sol para este período cambia muy poco; Pero en el noveno o décimo día, para poder tocar el borde inferior del sol, la barra tendrá que ser levantada varios grados hacia el cenit. Todos los días después hasta el 22 de junio, la barra tendrá que ser levantada. En esa fecha volverán a haber varios días sin ningún cambio visible; Después de lo cual, día a día, la vara debe bajarse hasta el 21 de diciembre. De esta manera simple se puede demostrar que el camino del sol se hace más grande cada día del 21 de diciembre al 22 de junio; Y más pequeño todos los días del 22 de junio al 21 de diciembre de cada año.

A partir de una serie de observaciones hechas por el autor durante los últimos veinticinco años, es seguro que tanto el sendero mínimo como el de junio del sol, y el camino máximo o de diciembre, han estado gradualmente alejándose del centro norte. La cantidad de expansión es muy pequeña, pero fácilmente detectable; Y si ha estado sucediendo durante siglos, lo que parece coherente con fenómenos conocidos, explica de una vez y perfectamente, el hecho de que Inglaterra y las latitudes más septentrionales han sido una vez tropicales. Hay evidencia abundante de que las condiciones y producciones que ahora se encuentran dentro de los trópicos, han existido una vez en la región norte, que ahora es tan fría y desolada y hostil a la vida animal y vegetal ordinaria. Por lo tanto, es una conclusión apropiada y lógica que el camino del sol estuvo una vez muy cerca del centro ártico o polar de la tierra.

El diagrama siguiente, Fig. 60, mostrará el peculiar camino del sol

Fig. 60
N representa el centro polar, A el sol en su camino en junio; Que cada día se expande como las bobinas del muelle de un reloj, hasta que alcanza el camino exterior y más grande B, en diciembre, después de lo cual, día a día, se contrae camino gradualmente hasta que vuelve a ser el camino A, el 21 de Junio.

Que tal es el curso anual del sol es demostrable por la observación real; Pero si se pregunta por qué atraviesa un camino tan peculiarmente concéntrico, no se puede dar ninguna respuesta práctica, y ninguna teoría o especulación puede ser hecha. Quizás en un período lejano quizá hayamos reunido suficiente evidencia de hecho para permitirnos entenderla; Pero hasta que esto ocurra, el Proceso Zetético sólo nos permite decir: "El movimiento peculiar es visible para nosotros, pero, de la causa, en la actualidad somos ignorantes".


Le llevó 25 años a Samuel Rowbotham comprender el comportamiento del sol y su permanente viaje entre los trópicos, consiguió determinar que los alcanza en junio y diciembre (aunque fija el día 22 de junio, en lugar del universalmente aceptado día 21 de ese mes). Es inexplicable que no haya recibido el merecido reconocimiento, aunque es probable que sea debido a que tal propiedad del sol fuera conocida desde miles de años antes.

Dado que reconoce no tener ni la menor idea del porqué de esto, no hay mucho que refutar. Sin embargo podríamos dar las verdaderas razones de este comportamiento de nuestra estrella local.

Aunque no es estrictamente cierto, ya que el sol se desplaza en una órbita alrededor de la galaxia, podemos considerar al sol como fijo en una posición. Su movimiento aparente obedece a la rotación de la tierra y, en el caso del viaje entre los trópicos, se debe al movimiento de traslación de la tierra alrededor del sol.



Digamos, para terminar, que en su obstinación por intentar sostener la teoría de la tierra plana, no pudo encontrar una explicación para este fenómeno por la sencilla razón de que no puede haberla en una tierra plana. Sin embargo, ya era perfectamente conocido durante esa época y no ofrece nigún misterio en un modelo de tierra esférica.

3 comentarios:

  1. No acabo de entender la parte de Deneb, es obvio que las estrellas, al igual que los planetas, se mueven (aparentemente) a lo largo del día, y también a lo largo del año, por lo que lo que tiene sentido comparar es a qué altura pasan cada día (sidéreo en el caso de las estrellas) al pasar por el meridiano, y el Sol cambia su altura respecto al horizonte cuando pasa por el mismo, está más alto en verano y más bajo en invierno, y la diferencia entre la altura máxima y la mínima es de 2*23.5=47º aproximadamente, independientemente del lugar de la Tierra, y esa parte es lo que no encaja con el modelo de la Tierra plana, pero las estrellas no se comportan de igual forma, si excluimos las circumpolares, que pasan dos veces por el meridiano, el resto pasan por el meridiano siempre a la misma altura: 90+dec-lat, siendo dec la declinación de la estrella y lat la latitud del lugar de observación, así por ejemplo Deneb, que tiene declinación 45º20'46", desde un lugar con latitud 50ºN, pasará a 85º20'46", mientras desde otro a 40ºN de latitud, pasará a 95º20'46", es decir 84º39'14", pero en lugar de por azimut 180º, es decir hacia el sur, lo hará por azimut 0º, es decir hacia el norte. ¿Me equivoco?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón. Me equivoqué feo. Ya eliminé ese párrafo. Muchas gracias por la atención que pones a las publicaciones y tus observaciones, siempre de utilidad

      Eliminar
  2. Gracias a ti por tu estupendo trabajo, yo, como dices, sólo soy un lector atento.

    ResponderEliminar

Comentarios soeces, insultos, amenazas, etc. Serán rechazados. Tienes libertad para publicar, pero no debes desperdiciarla.

Comentarios anónimos podrán ser publicados pero no serán respondidos.