lunes, 22 de mayo de 2017

Astronomía Zetética (S. Rowbotham) Capítulo II: Experimento 13

Experimentos que demuestran la verdadera forma del agua, y que prueban que la Tierra es plana

Experimento 13
El siguiente esquema, Fig. 34, representa una sección contraída de las líneas del ferrocarril de (London and North Western Railway); desde Londres hasta Liverpool, a través de Birmingham. 


Fig. 34

La línea entre A-B es la superficie con sus diversas inclinaciones y altitudes; entre C-D es la línea de referencia (datum) desde la que se miden todas las elevaciones; H es la estación en Birmingham, la elevación allí es de 240 pies (73.15 m) por encima de la línea de referencia (datum) entre C-D, qué es la línea de continuación con el nivel del río Támesis en D hasta el nivel del río Mersey en C. La longitud directa de esta línea es de 180 millas (‪289.68 km); es una línea derecha o absolutamente recta en sentido vertical desde Londres a Liverpool. Por lo tanto, la estación en Birmingham está a 240 pies (73.15 m) por encima del nivel del Támesis, que siguió continuo como una línea recta a lo largo de toda la longitud de la vía férrea. Pero si la tierra es un globo, la línea de referencia (datum) sería la cuerda del arco D-D-D, Fig. 35, y la cumbre del arco en D, estará 5400 pies (1,6 km) por encima la cuerda en C



Fig. 35
Añadiendolo a la altitud de la estación a 240 pies (73.15 m), si la tierra fuera un globo, la estación de Birmingham en H, tendría 5640 pies (1.72 km) por encima de la línea de referencia horizontal (datum) D-D o verticalmente por encima de la marca alta de agua de Trinity (Trinity high water mark), en el puente de Londres. Se encuentra prácticamente y de hecho, a no más de 240 pies; por lo tanto, la teoría de la redondez debe ser una falacia. Secciones de todas las otras líneas de ferrocarriles darán pruebas similares que la Tierra en realidad es plana.


El túnel bajo el Mont Fréjus proporciona una ilustración muy llamativa de la verdad; que la tierra es plana, y no un globo. La elevación sobre el nivel del mar de la entrada en Fourneaux en el lado francés de los Alpes es de 3946 pies (1.2 km), y la elevación de la entrada en el lado italiano es de 4381 pies (1.33 km). La longitud del túnel es de 40.000 pies (12.19 km), o casi ocho millas terrestres inglesas. El gradiente o subida, de la entrada en el lado francés a la cumbre del túnel, es de 445 pies (135.63 m); y en el lado opuesto, 10 pies (3.04 m). Se verá a partir de la siguiente cuenta dada por M. Kossuth, que los levantamientos geodésicos se realizaron en conexión con una línea derecha, como el eje del túnel y por lo tanto con una línea de referencia (datum) horizontal que es bastante incompatible con la doctrina de la redondez. Que la tierra sea un plano, involucra todos los detalles de la inspección topográfica, ya que la siguiente cita mostrará:

"Los observatorios colocados en las dos entradas al túnel se utilizaron para las observaciones necesarias, y cada observatorio contenía un instrumento construido para el propósito. Este instrumento fue colocado en un pedestal de mampostería (albañilería), la parte superior de la cual se cubrió con una losa horizontal de mármol, teniendo grabado sobre su superficie dos líneas de intersección, marcando un punto que estaba exactamente en el plano vertical conteniendo el eje del túnel. El instrumento estaba formado por dos soportes fijos sobre un trípode, provisto de un tornillo de ajuste de precisión. El telescopio era similar a un teodolito incluyendo una retícula fuertemente iluminada por la luz de una linterna, concentrada por una lente y proyectada sobre la retícula. Al usar este instrumento para comprobar el eje de la galería en la entrada norte, por ejemplo; después de haber demostrado precisamente que el plano vertical, correspondiente al punto de intersección de las líneas sobre la losa, que también pasa a través del centro del instrumento, entonces, una línea visual fue llevada hasta la estación en Lochalle (en la montaña), y en el instrumento, que se está comenzando a bajar, el número de puntos requerido podía fijarse en el eje del túnel. Para ejecutar tal operación, era necesario que el túnel estuviera libre de humo o vapor. El punto de colimación era una plomada, suspendida del techo del túnel mediante un marco rectangular de hierro, en el cual, en un lado se cortaron un número de mellas, y la plomada se desplazó de mella a mella, de acuerdo con las señales del operador en el observatorio. Estas señales fueron dados al hombre cuya misión era ajustar la plomada, por medio de un telegrama o un cuerno parlante. El primero encontró un valor incalculable a través de todas estas operaciones:
A la entrada de Bardonnecchia (Italia), el instrumento empleado para establecer el eje del túnel era similar al ya descrito, Con la excepción de que estaba montado en un pequeño carro, apoyado en columnas verticales erigidas a distancias de 500 metros entre sí en el eje del túnel. Con la ayuda del carro, el teodolito primero fue colocado aproximadamente en la línea central. A continuación, se colocó exactamente en la línea mediante un tornillo de ajuste fino, que movía el ocular sin tener que desplazar el carro. Con el fin de entender más claramente el método de funcionamiento del instrumento, el modo del procedimiento se puede describir. Al establecer una prolongación de la línea central del túnel, el instrumento fue puesto hasta la penúltima columna; una luz estaba colocada en la última columna, exactamente en su centro; 500 metros más adelante, un marco del caballete fue colocado a través del túnel. Sobre la barra horizontal de este caballete se cortaron varias mellas, contra la cual se colocó una luz, y se fijó con tornillos de ajuste adecuados El observador que estaba de pie en el instrumento, hizo que la luz se moviera sobre el marco del caballete hasta que fue trazada en una línea exacta con el instrumento y la primera línea; y luego el centro de la luz fue proyectado con una plomada; de esta manera se encontró el centro exacto. Mediante una repetición de operaciones similares, el plano vertical que contenía el eje del túnel estaba dispuesto por una serie de líneas de plomada. Durante los intervalos que transcurrieron entre operaciones consecutivas con el instrumento, se comprobó que las plomadas eran suficientes para mantener la dirección en la realización de la excavación. Para mantener los gradientes adecuados en el túnel, era necesario establecer niveles fijos por intervalos, deduciéndolos por nivelación directa a partir de marcas estándar de referencia, situadas a cortas distancias de la entrada Las marcas de nivel fijas en el interior del túnel, se realizan sobre pilares de piedra, colocados a intervalos de 25 metros, y a estos se les remitieron los distintos puntos al exponer los gradientes." (Fin de la cita)

El teodolito "fue colocado sobre un pedestal de mampostería, cuya cima estaba cubierta con una losa horizontal de mármol, teniendo grabada en su superficie, dos líneas que se intersecaban, marcando un punto que estaba exactamente en el plano vertical que contenía el eje del túnel." Esta losa fue el punto de partida, para la línea de referencia (datum) que determinó los gradientes. Su superficie horizontal, prolongada a través de la montaña, pasó 445 pies (‪135.63 m) bajo la cumbre del túnel, y 435 pies (‪132.59 m) debajo de la entrada en el lado italiano. Esta entrada tuvo 4381 pies (‪1.34 km) sobre el nivel del mar, y 435 pies (‪132.59 m) por encima de la losa de mármol horizontal en el lado francés. Pero, si la tierra es un globo, la línea de referencia (datum) el dato de esta losa horizontal sería una tangente, desde el cual el nivel del mar se curvaría hacia abajo hasta alcanzar los 42 pies (12.80 m) y la cumbre del túnel, en vez de estar a 10 pies (3.05 m) por encima de la entrada italiana, estaría necesariamente a 52 pies (15.85 m) por encima de ella. No es así, y por lo tanto la línea de referencia (datum) no es una tangente, pero corre paralela al mar que es un nivel del mar No convexo, y la tierra No es un globo. Esto quedará claro en el siguiente diagrama, Fig. 36.


Fig. 36
Dejemos que la cumbre del túnel sea representada por A, el eje del túnel o centro determinado por el teodolito T está entre A-T , la losa de mármol es S, la línea de referencia (datum) entre D-S corre paralela con el nivel del mar entre H-H, la entrada italiana, a una altura de 435 pies (‪135.64 m) por encima de la línea D-S, y 4381 pies (1.34 km) por encima de la superficie del mar que es entre H-H; la cumbre del túnel A está a 445 pies (‪135.64 m) por encima de la entrada francesa en T, lo mismo por encima de la línea de referencia (datum) D-S y 4391 pies (1.34 km) por encima de la línea del nivel del mar entre H-H. Si la tierra fuera un globo, la línea de referencia (datum) D-S, sería una tangente hasta el mar desde H-S, a partir de cuyo punto, la superficie del mar se tendría que curvar 52 pies (‪15.85 m) hacia abajo como se muestra en la Fig. 37. Por lo tanto, la elevación del túnel en B sería de 52 pies (‪15.85 m) más alto sobre el nivel del mar en H, de lo que ya sabemos que realmente tiene; porque tomar la línea de referencia (datum) D-S como una tangente y la longitud del túnel que es de 8 millas; [8 millas al cuadrado multiplicadas por 8 pulgadas = 52 pies (‪15.85 m)].

Fig. 37
Así, en una longitud de 8 millas terrestres (‪12.87 km) de las operaciones de ingeniería más hábiles, llevada a cabo por los más logrados hombres de ciencia, ¡hay una diferencia entre la teoría y la práctica de 52 pies (‪15.85 m)! En vez de censurar a estos más eminentes ingenieros prácticos de aquellos días, aquellos que especialmente tuvieron tal habilidad y una perseverancia consumada, que completaron una de las más gigantescas tareas de los tiempos modernos; dejen que la falsa idea de la redondez de la tierra sea enteramente descartada y que la simple verdad sea reconocida, que la tierra es un plano. Si se adopta en la práctica, ¿por qué debería negarse en lo abstracto? ¿Por qué la educación dada en nuestras escuelas y universidades incluye un reconocimiento forzado de una teoría que cuando se aplica prácticamente, siempre debe ser ignorada y contradicha? 

_______________________________________________________________________________


La finalización del gran canal de barcos, que conecta el Mar Mediterráneo con el Golfo de Suez, en el Mar Rojo proporciona otra instancia de entera discrepancia entre la teoría de la redondez de la Tierra y los resultados de la ingeniería práctica. El canal tiene una longitud de 100 millas estatales inglesas (‪160.93 km), totalmente sin bloqueos; de manera que el agua dentro del canal es en realidad una continuación del mar Mediterráneo hasta el Mar Rojo. "El nivel promedio del Mediterráneo es de 6 pulgadas (15.2 cm) por encima del Mar Rojo, pero por la pleamar (estado más alto o altura máxima alcanzada por la marea) en el Mar Rojo, aumenta 4 pies (10.16 cm) por encima del nivel más alto, y cuando el agua retrocede cae casi 3 pies (7.62 cm) por debajo del nivel más bajo en el Mediterráneo." La línea de referencia (datum) está 26 pies (7.92 m) por debajo del nivel del Mediterráneo, y continúa horizontalmente de un mar al otro; y durante toda la longitud de la obra, la superficie del agua corre paralela con esta línea de referencia (datum), como se muestra en la siguiente sección, fig. 38, publicado por las autoridades.

Fig. 38
A-A-A, es la superficie de la canal, que pasa a través de varios lagos, de un mar al otro; D-D, el lecho del canal, o línea de referencia (datum) horizontal a la que las diferentes elevaciones de la tierra y C son referidas, pero siendo paralela a la que se encuentra en la superficie del agua a lo largo de toda la longitud del canal; demostrando así que el nivel de la marea media del Mar Rojo, como las 100 millas (‪160.93 km) de agua en el canal, y la superficie  del mar Mediterráneo, son la continuación de una y la misma línea horizontal. Si la Tierra es globular, el agua en el centro del canal teniendo 50 millas (‪80.47 km) desde cada extremo, sería la cima del arco de un círculo, y se situaría en más de 1600 pies (‪487.68 m) por encima del mar Mediterráneo o del Mar Rojo (50 ² * 8 pulgadas = 1666 pies y 8 pulgadas), como se muestra en el diagrama, fig. 39. A es el Mar Mediterráneo, B es el Mar Rojo, y A-C-B, el arco de agua que los conecta. Si la Tierra fuera realmente globular, D-D que es la línea de referencia (datum) horizontal, sería una cuerda abajo del arco A-B-C .

Fig. 39
El lecho del océano Atlántico, desde Valencia (costa oeste de Irlanda) hasta la bahía de Trinity en Newfoundland y su inspección topográfica para el tendido del cable, es otra ilustración o prueba de que la superficie de las grandes aguas de la Tierra, es horizontal y no convexa, como se verá por el siguiente diagrama, contraída de la sección publicada el 8 de octubre de 1869, por el Ministerio de Marina. 
Fig. 40
C-D es la línea de referencia (datum) horizontal, A-B es la superficie del agua, con una distancia de 1665 millas náuticas o 1942 millas terrestres (‪3125,35 km). En aproximadamente un tercio de la distancia desde A en Terranova, la mayor profundidad se encuentra a 2424 brazas (4.4 km); la siguiente parte más profunda es de 2400 brazas (4,43 km); en aproximadamente dos tercios de la distancia desde A, hacia B en Irlanda, mientras que en el centro, la profundidad es de menos de 1600 brazas (‪2,93 km); pero si la superficie del agua del Atlántico es convexa, el centro tuviera una profundidad de 628,560 pies o cerca de 120 millas (‪193,12 km) mayor a las dos estaciones que son la bahía de Trinity y Valencia; y la mayor profundidad estaría en el centro del Océano Atlántico donde sería 106.310 brazas (‪1149,5 km), en lugar de 1550 brazas (‪2,83 km), que se demostró mediante sondeos reales actuales. La fig. 41 muestra el arco de agua que existiría en relación con la línea de referencia (datum) horizontal entre Irlanda y Terranova si la tierra fuera un globo.

Fig. 41
Una vez más, si la superficie del agua en el océano Atlántico es convexa (una parte de una gran esfera de 25,000 millas de circunferencia) la línea de referencia (datum) horizontal, sería una cuerda debajo del gran arco de agua que está por encima de ella; y la distancia a través del lecho del Atlántico sería, por lo tanto, considerablemente inferior a la distancia sobre la superficie. La longitud del cable que estaba echado en el año 1866, a pesar de las irregularidades conocidas del lecho oceánico, sería menor que la distancia navegada del buque por pago; el "Great Eastern"; considerando que según el informe publicado, la distancia recorrida por el buque de vapor fue de 1665 millas (‪2679,55 km), mientras que la longitud del cable puesto era de 1852 millas (‪2980,5 km).

Es importante tener en cuenta que todas las observaciones anteriores y los cálculos se hacen en relación con el hecho de que la línea de referencia (datum), a la que todas las elevaciones y depresiones se hace referencia, es horizontal, y no de un arco de un círculo. Desde hace muchos años atrás, todas las grandes inspecciones topográficas se han hecho basadas en este principio; pero que sin duda puede existir en la mente del lector, el siguiente extracto es obtenido delReglamento de las Cámaras de Lores y Comunes” (Standing Orders of the Houses of Lords and Commons) para las operaciones ferroviarias; Sesión de 1862: 
"La sección se elaborará a la misma escala horizontal que el plan y a una escala vertical de no  menos de una pulgada (‪2.54 cm) a cada cien pies (‪30.48 m), y deberá mostrar la superficie del terreno marcada en el plan, así como el nivel previsto del trabajo propuesto, la altura de cada terraplén, y la profundidad de cada corte, también una línea de referencia (datum) horizontal que será la misma a lo largo de toda la longitud de la obra; o cualquier rama de la misma, respectivamente; y será sometida a algún punto fijo (...) cerca de uno de los extremos. (Véase la línea D-D en la Fig. 2)." *(ver nota).
En la página opuesta a la de la anterior del Reglamento, hay una sección para ilustrar el significado de las palabras de La Orden, haciendo referencia especial a la línea D-D, como muestra lo que se pretende por las palabras "línea de referencia (datum) horizontal ". El dibujo de la sección allí dada y que es instada por el Gobierno, es precisamente lo mismo que las secciones recientemente publicadas de todos los grandes ferrocarriles, del canal de Suez, del lecho del océano Atlántico, como las tomadas para la colocación del cable eléctrico, y de muchas otras obras relacionadas con artefactos ferrocarriles de alta mar y otras operaciones de topografía. En todas estas extensas inspecciones topográficas, la doctrina de la redondez por necesidad es completamente ignorada; y el principio de que la Tierra es un plano, prácticamente se adopta, y se encuentra como lo único consistente con los resultados y de acuerdo con los planes de los grandes topógrafos e ingenieros de sus días.

*Nota: en la Fig. 2 del libro de Rowbotham no hay ninguna "línea D-D"


Comencemos por señalar que ninguna de las cuestiones mencionadas por el autor del libro aquí son "experimentos" en ningún sentido, así que presentarlas como tal es incorrecto.

Ya sabemos que la mayor parte del libro de Eric Dubay es un simple "copia y pega" del libro de Rowbotham. El asunto del ferrocarril Liverpool-Birmingham y también el del Canal de Suez, ya se habían tratado en ocasión de considerar las refutaciones a sus "pruebas" 8 y 10. El tema de la construcción del Canal de Suez también lo hemos abordado en ocasión de la refutación a la "prueba" 12 de Oliver Ibáñez, otro que también bebe de la misma fuente (Si Rowbotham viviera, les iniciaría juicio por plagio). 


Lo que ninguno de ellos comprende,es que las alturas siempre se refieren al nivel del mar y que este también sigue la curvatura terrestre. a pesar de que la flecha del arco Liverpool-Birmingham-Londres tenga 1,6 km, el tren al pasar por Birmingham solo estará a 73 metros sobre el nivel del mar, solo habrá tenido que escalar 73 metros en su camino hasta llegar allí. Criterio similar podemos aplicar en la construcción del canal de Suez: solo necesitamos cavar en cualquier punto unos cuantos metros bajo el nivel del mar, sin preocuparnos en absoluto por la curvatura terrestre, ya que ese nivel sigue la curvatura aunque no le prestemos ninguna atención.

Respecto del túnel bajo el Mont Fréjus, señalaremos que el sistema utilizado y descrito por Rowbotham, utilizaba debemos notar que el uso de la plomada cada 500 metros garantiza que la construcción vaya siguiendo la curvatura terrestre, ya que la plomada siempre apuntará al centro de la tierra, pero no significa que cada medición hecha con esta herramienta sea exactamente paralela con la anterior, siempre habrá un pequeño -muy pequeño- ángulo entre cada una, con su vértice en el centro de la tierra. Cada segmento de 500 metros parecerá alineado perfectamente con el siguiente, pero no es así.


Algo similar ocurre con el tendido del cable submarino entre Irlanda y Terranova. Lo que no tiene en cuenta Rowbotham es que el lecho oceánico también sigue la curvatura terrestre. Así, las mediciones de profundidad son perfectamente compatibles con una tierra esférica. Si hubiera considerado ese aspecto, la Fig. 41 de su libro tendría que haber sido algo como esto:

No existe razón alguna para que la superficie del océano y la tierra firme siguieran la curvatura y no lo hiciera el fondo marino.  Es extraño que no pensara en algo tan obvio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentarios soeces, insultos, amenazas, etc. Serán rechazados. Tienes libertad para publicar, pero no debes desperdiciarla.

Comentarios anónimos podrán ser publicados pero no serán respondidos.